Las enfermedades cardíacas son frecuentes en nuestros animales de compañía. El diagnóstico temprano de estas enfermedades puede significar una mejora de la calidad de vida y de la esperanza de vida. Los principales síntomas que nos pueden hacer pensar que nuestra mascota presenta una enfermedad de corazón pueden ser: intolerancia al ejercicio (se cansan más de lo habitual), disnea (dificultad respiratoria), síncopes, mareos…Una buena exploración cardíaca, acompañada de la ecocardiografía doppler, la radiología digital y la electrocardiografía nos permiten realizar un diagnóstico de las distintas enfermedades cardíacas, tanto congénitas como adquiridas y de esta forma instaurar el mejor tratamiento y realizar un seguimiento adecuado para conseguir una mejora en la calidad de vida de nuestros pacientes.

Doppler regurgitación mitral

Radiografía edema de pulmón

Oxigenoterápia

Ecocardiografía válvula mitral