Clínica Veterinaria Romareda la Leishmaniosis canina

La Leishmaniosis canina

La Leishmaniosis es una enfermedad que afecta principalmente a los perros aunque también ha sido descrita en los gatos. Se transmite a través de la picadura de un mosquito del género flebotomo. 

Se trata de una antropozoonosis, es decir, una enfermedad que se puede transmitir también a las personas, siempre por la picadura del flebotomo.


El periodo de incubación, es decir, desde la picadura del mosquito hasta la presencia de signos clínicos de la enfermedad suele ser de 4 a 6 meses , pudiendo oscilar entre diez días y dos años.


Los signos clínicos son muy variados, pudiendo manifestarse con alteraciones cutáneas (alopecias características en zonas del cuerpo como orejas y alrededor de los ojos), crecimiento exagerado de las uñas, delgadez, cojeras, sangrado por la nariz, anemia, diarrea, aumento de los ganglios linfáticos, afección de hígado, riñones, bazo….


Una vez aparecen los síntomas, el tratamiento es costoso y en muchas ocasiones, si el tratamiento no se instaura a tiempo, la Leishmaniosis puede ser mortal. La detección precoz de la enfermedad, antes de que la afectación del animal sea grave, es de vital importancia. Por ello es recomendable realizar una analítica de sangre al menos una vez al año para la detección precoz de la enfermedad, ya que de ese modo es posible el tratamiento de modo mucho más eficaz. Se recomienda la analítica en los meses de Noviembre a Enero.


La prevención de la Leishmaniosis es esencial para controlar la enfermedad. La mejor forma de prevenirla es una combinación de tres puntos:

1.-Repelentes de mosquitos: collares o pipetas 

2.-Vacunación

3.-Mediante la colocación de mosquiteras en casa y evitando los paseos al anochecer


Si desea ampliar información no dude en consultarnos. Estaremos encantados de atenderle.

0 0